No hubo reclamos. El proceso se cumplió en orden y con normal presencia de estudiantes y docentes.   
 
Las diferentes carreras de la Universidad Nacional de Loja (UNL) retornaron a las aulas este 10 de abril conforme a la resolución adoptada por el Consejo Académico Superior, sin mayores inconvenientes o novedades, contándose con la presencia de docentes y estudiantes.  
 
Martha Reyes, vicerrectora de la UNL, indicó se recibieron reportes positivos desde las distintas áreas, destacando que el rectorado dispuso oportunamente la contratación del personal docente, habiéndose incluido a quienes vienen trabajando desde el mes de marzo preparando la planificación académica y atendiendo los procesos de titulación.
 
Son  alrededor de 450 profesores con los que se cuenta para este periodo académico que se extenderá hasta el 25 agosto. De ellos 159 son titulares, mientras que el resto son contratados. En cuanto a estudiantes se estima que son alrededor de 1.500 los que ingresan a primer ciclo, aunque la cifra se confirmará hasta el 16 de abril, cuando termine el proceso de matriculas extraordinarias.
 
Una excepción
Patricio Noboa, presidente de la CIFI, indicó que considerando que la universidad debe ponerse al día con la nueva normativa institucional, como su reglamento de régimen académico, encontrándose que el sistema tendrá una excepción en cuanto al ingreso de estudiantes para este periodo.
 
Esto debido a que deberán ingresar por una parte los estudiantes que entraron el semestre pasado a Nivelación, así como de quienes dieron la prueba Ser Bachiller en este periodo en el que ya se eliminó la Nivelación como requisito, para quienes recién se ha abierto el sistema de postulación.
 
Este proceso de postulación y re-postulación, de tal manera que el ingreso de los nuevos bachilleres está previsto para la primera semana de mayo. “En función de eso hemos acordado con las autoridades hacer un régimen especial solo para el primer nivel”, explicó, haciendo notar que su ingreso será en una fecha distinta, sin que se altere el cronograma pues se trabajará los sábados para recuperar los días perdidos.
 
Infraestructura
Martha Reyes, indicó que uno de los aspectos que preocupa es el de infraestructura, existiendo varios proyectos paralizados desde la presencia de la Comisión Interventora de Fortalecimiento Institucional (Cifi), pues se ha restringido el presupuesto, lo cual también afecta a programas productivos.  
 
Mensaje
“Es muy importante que la universidad tome una posición respecto a lo que ha sido el proceso de intervención en la Universidad Nacional de Loja, lo que ha significado el mal uso de los recursos en actividades que no se compensan, en las que no se ve ningún beneficio, ninguna acción positiva que no ha sido más allá que trastocar el trabajo académico”, manifestó la vicerrectora, para quien es momento de superar este proceso. (CAB)
 
Tome nota
Se espera que el próximo ciclo inicie la primera semana de octubre, si no se altera la planificación.
 
 

Fuente: La Hora

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí