Taxistas de la localidad utilizan las redes sociales para alertar los fotoradares.
 
Cerca de las 1100 de ayer, frente a las instalaciones del Centro de Rehabilitación Social de Loja, en la avenida Orillas del Zamora, estaba estacionada una buseta blanca, la que aparentemente transportaba un fotoradar móvil para detectar a los vehículos que circulan a exceso de velocidad.
 
Mientras la buseta se encontraba en ese sitio, en otros puntos de la ciudad, más de 100 taxistas ya sabían de su ubicación. Un mensaje de voz a través de WhatsApp puso la alerta. Anteriormente, por el mismo medio, se alertaba de la presencia de otro fotoradar móvil en la avenida de integración barrial.
 
En esta localidad los taxistas han empezado a organizarse a través de grupos de WhatsApp con el objetivo de evitar más multas, porque consideran que el sistema no se aplica legalmente.
 
“Nosotros manejamos a la defensiva, en mi caso no transito a más de 60 Km. por hora, pero también hay que ver qué sucede con el resto de la ciudadanía y con quienes visitan la ciudad”, señaló uno de los conductores.
 
Por esta razón, incluso cuando conocen que una de las busetas con fotoradar está en un sitio, hay casos como de Víctor Matailo, quien lleva en su automóvil un letrero ‘Fotomulta móvil a continuación’, y de esta forma ya anticipa a otros conductores.  
 
De acuerdo con otros conductores, en el caso de los fotoradares móviles, las citaciones deberían entregarse inmediatamente, pero esto no sucede y muchas de las veces les llegan hasta cuatro semanas después, dejándolos sin opción de apelar la multa. 
 
Acciones
En el caso del grupo el ‘Combo Amarillo’, Víctor Matailo, señala que son un grupo de taxistas de base, porque están cansados del perjuicio económico que significan las fotomultas.
 
Señala que los fotoradares se transportan en vehículos particulares y esto es motivo de reclamo, porque considera que es una forma de querer perjudicar a la ciudadanía en general.
 
Aclara que no están en contra de la aplicación de las leyes, porque lo importante es respetar los límites de velocidad, pero señala que las reglas deben aplicarse correctamente.
 
Víctor Matailo invita a otros taxistas legales, convencionales o ejecutivos, a sumarse al grupo ‘Combo Amarillo’ y para el efecto pueden comunicarse con el teléfono 098 989 3975. A través de un mensaje de WhatsApp envían el número del registro municipal y se lo incluye.
 
Este grupo, aclaró Víctor Matailo, también sirve para alertar en caso de accidentes, robos o alguna otra situación que atraviesa alguno de los conductores. (OGS)
 
EL DATO
Son más de 100 los taxistas que son parte del grupo ‘Combo Amarillo’.
 
 

Fuente: http://lahora.com.ec/index.php/noticias/show/1101954895/-1/Las_fotos_multas_hacen_crecer_el_ingenio.html#.V2P5I7vhBdg

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here