El físico de partículas británico Brian Cox, investigador de la Real Sociedad de Londres y en el LHC del CERN, cree que aún no se ha contactado conextraterrestres “simplemente porque se han destruido a sí mismos antes de evolucionar lo suficiente”.
En declaraciones a The Sunday Times, Cox expone su teoría en relación a la ausencia de contacto con extraterrestres. A su juicio, el ritmo de los avances en la ciencia y la ingeniería en cualquier tipo de civilización extraterrestre podría superar el desarrollo de las instituciones políticas capaces de gestionarlos, lo que lleva a un modelo de autodestrucción.
Así que la tecnología que permite la generación de energía, pero produce gases de efecto invernadero o armas nucleares, puede destruir civilizaciones en el plazo de unos pocos miles de años de desarrollo, la cual podría poner en peligro nuestra propia civilización también.
El problema fue planteado por primera vez por el físico Enrico Fermi en 1950 al afirmar que si cualquier forma de vida con tecnología de cohetes podría colonizar la galaxia en unos pocos millones de años, ¿por qué no había ninguna prueba ya?
Según el profesor Cox, divulgador científico en la televisión británica y ex batería del grupo Ream, “una solución a la paradoja de Fermi es que no es posible desarrollar un mundo que tiene el poder de destruirse a sí mismo y que necesita soluciones globales de colaboración para evitar eso”.
“Puede ser que el crecimiento de la ciencia y la ingeniería supera inevitablemente el desarrollo de experiencia política, lo que lleva al desastre”, explicó.

 

Fuente: Ecuavisa

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here