El avión personal de Cristiano Ronaldo, un Gulfstream 200, sufrió percances en su aterrizaje en el aeropuerto El Pratt de Barcelona según dieron a conocer medios internacionales.

 

El tren de aterrizaje de la aeronave, comprada por el portugués en 21.34 millones de dólares, se partió al momento de tocar el suelo de una de las pistas de la base aérea.

 

Hay que aclarar que el futbolista del Real Madrid no se encontraba en la nave y que no se han reportado heridos hasta el momento. Además, el aeródromo cerró algunas pistas por este inconveniente.

 

Mira fotos:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí