Ayer se cumplió una feria en Jipiro. El evento, que reunió a varios pacientes, cubrió expectativas.
 
Cientos de personas acudieron ayer al parque recreacional Jipiro en busca de curaciones, limpias, masajes o alguno de los servicios que ofrecían las 30 personas destinadas a ofrecer  las atenciones.
 
Los expertos que ayer se ubicaron en diversos stands llegaron del Perú, Zamora Chinchipe, y también de Loja. Ellos ejercen la medicina ancestral y alternativa. El evento se realizó en el marco de la celebración del Kulla Raymi (fiesta de la fecundidad).
 
Entre los practicantes de esta medicina se encontró a la partera, sobadores, los de terapia neural y acupuntura, shamanes, reflexología, entre otros. Las personas no desaprovecharon la oportunidad de visitar cada uno de los stands, conocer en qué beneficia cada una y hacer fila para poder ser atendidas.
 
La demanda de atenciones fue importante, el tiempo transcurría y el número de personas se incrementaba, mientras en un stand   Tomás Cárdenas (doctor) le explicaba a un paciente los beneficios de la acupuntura, junto a él se podía escuchar al yerbatero Ángel Rodríguez, que hablaba de los beneficios de algunas plantas, bebidas y ungüentos que ofertaba a quienes visitaban su local.
 
Rodríguez, quien es de Zamora Chinchipe, aprendió la profesión de yerbatero desde los 15 años de edad. Lo hizo de la mano de su tío y abuela; pero en los últimos 15 años se dedicó de lleno a esta profesión. Asegura que tiene remedios para aliviar el dolor de huesos, fiebres, diabetes y hasta el cáncer.
 
“Nos alineamos al Ministerio de Salud y ha sido positivo para nosotros, estamos trabajando mejor”, menciona el médico naturista de la selva Ángel Samareño Noboa, quien con 52 años y lleno de orgullo dice que es ‘Shamán’, actividad que la viene desarrollando desde hace 11 años. Aprendió de sus padres quienes se dedican a lo mismo, además se siente feliz porque hay más personas que se interesan por aprender este arte. Él ofrece sus servicios en Cumbaratza y Congüime de la provincia oriental.
 
En la feria también estuvo el conocido profesional de la fotografía: Hermenegildo Sivisaca Conde, quien también domina la medicina ancestral. Afirma que lleva 27 años en esta área, en el Oriente aprendió el arte y lo desempeñó en esos pueblos por 15 años, para regresar a Loja y seguir aplicando sus conocimientos, llevándolos de la mano con la fotografía y otras labores que realiza.
 
“Creo que la profesión de fotógrafo la voy a dejar a un lado y me voy a dedicar a la medicina ancestral de lleno”, menciona Sivisaca, quien atiende a domicilio por el momento. (PBC)
 
EL DATO
La Feria de Medicina Ancestral y Alternativa la organizó la Dirección del Ministerio de Salud, junto a la Asociación de Medicinas Alternativas, Ancestrales y Andinas.
 
“La medicina no tiene fronteras, la Constitución estipula el fortalecimiento de este tipo de medicina”
Mercedes León,
Coordinadora de la Zona 7 de Salud.
 
 “La gente cree en el poder de la medicina ancestral, a la semana tengo más de 60 pacientes”
Ángel Samareño
Médico naturista-‘Shamán’
 
“El resultado es muy bueno, muy relajante, uno sale con nuevas energías”
Iván Loaiza
Paciente
 
Fuente: La Hora

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here