Existe mucha preocupación entre comerciantes. Tras ser notificados buscan flexibilidad del Municipio.
 
Una notificación de la Comisaría de Ornato del Municipio dejó sin aliento a los propietarios de kioscos ubicados en la zona céntrica de la urbe. Les advirtió el retiro con “carácter urgente” de estas instalaciones debido a las labores correspondientes del proyecto de regeneración urbana.  
 
Los comerciantes estaban conscientes de que en algún momento tenían que verse afectados por el avance del proyecto, pero no que la medida sea tan drástica e inmediata, pues en una primera instancia el Municipio no considera su reubicación, lo cual fue remarcado ayer por el alcalde José Bolívar Castillo, y se considera el desalojo de zonas en donde tardará meses para que ingrese la maquinaria.
 
En total son 29 kioscos y 18 carritos de confitería los notificados, entre ellos 15 de la Asociación de Personas con Discapacidad Visual que ayer promovieron una reunión con Ximena Aguirre, gerente de Inclusión Económica y Social del Municipio, a fin de buscar una alternativa, según lo dio a conocer Juan Angamarca, presidente del gremio, quien evitó realizar un pronunciamiento formal mientras los diálogos estén abiertos.
 
Igual posición asumieron los comerciantes independientes, quienes dieron a conocer su preocupación solicitando la reserva de la fuente. Blanca, nombre ficticio, asegura que de mantenerse esta posición no sabe qué va a pasar con su vida, pues sus ventas diarias que a veces llegan a los 10 dólares son las que le permiten comer.
 
Ella indica que están dispuestos a adaptarse a las nuevas condiciones de trabajo que imponga el Municipio, adecentando sus puestos, usando un uniforme, identificativos, algo que no ven como un problema, no obstante opina que imposible que durante dos o tres meses no puedan trabajar, ante lo cual pide que puedan ser reubicados a calles que no están contempladas en el proyecto de regeneración urbana y luego de la intervención se les permita volver.
 
Posibilidades
El alcalde José Bolívar Castillo indicó que en cuanto a las personas que están arrendando los kioscos de propiedad del Municipio, en caso que luego de la regeneración no pueda mantenerse esa infraestructura, se les reubicará en un trabajo que les permita ganarse la vida.
 
Sobre los kioscos que son parte del convenio celebrado con la Asociación de Personas con Discapacidad Visual, dijo que se respetará su continuidad luego de la intervención bajo dos condiciones, que sean atendidos por los no videntes y que estén bien manejados, pues advirtió que existen casos en los que se los ha arrendado y se han convertido en sitios para situaciones irregulares.
 
“Ahora por la regeneración urbana desaparecemos todos porque todos vamos a la regeneración, pero no quiere decir que todos, cuando haya concluido la regeneración urbana, no tengamos que volver, podemos volver pero en tanto en cuando nos hayamos regenerado urbanísticamente”, señaló el alcalde. (CAB)
 
“Que no se utilice esto como un acto discriminatorio contra nadie, sino en el afán de mejorar las condiciones de la ciudad y las condiciones sociales de la ciudad”
José Bolívar Castillo
Alcalde de Loja
 

Fuente: La Hora

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here